miércoles, 31 de agosto de 2011

Tienes cara de quiero y no puedo.

Tantas cosas que querrías haber conseguido y no pudiste, no tuviste oportunidad. Otras tantas cosas que esperabas que te agradecieran, y que jamás te agradecieron.
Tantas cosas quisiste hacer, tanto quisiste abarcar que no pudiste y acabaste.. así, sin nada. Creías que te ibas a comer el mundo de un sólo bocado, y te atragantaste. Y te pasó por pensar que podrías tener todo lo que quisieras, y no, no es así. Quizá te sirva de algo y aprendas que no se puede hacer todo de golpe. Con esto no quiero decirte que abandones tus sueños y que no persigas tus objetivos, pero sí que no lo intentes hacer todo a la vez, porque acabas perdiéndolo, todo. Tienes que abandonar esa avaricia que te caracteriza, dejarla a un lado, y entonces, y sólo entonces, luchar por tus sueños.

1 comentario:

  1. :O
    Me encanta! :)
    Besitos desde http://lavidadejulietta.blogspot.com/

    ResponderEliminar